diumenge, 14 de novembre de 2010

Ziryâb

Ziryâb llegó a Córdoba hacia el año 820 procedente de Bagdad, dando a conocer el espárrago en España y modernizando la cocina del Califato, así como las artes y las formas en la mesa. Ziryâb fue un músico genial que sabía 10.000 canciones de memoria y se le atribuye la invención del laúd de cinco cuerdas. A este personaje relevante de la vida social de la España musulmana, por su tez oscura y su hermosa voz, por su gracia y elegancia, se le llamaba Ziryâb, que significa “mirlo negro”.
En “La cocina de Ziryâb” Farouk Mardam-Bey rinde homenaje a este árbitro del buen gusto abordando, mediante probadas recetas culinarias, la gastronomía árabe en su conjunto. Para ello hace uso de citas, anécdotas históricas, notas de viaje… Y aquellos elementos que ponen de relieve la influencia islámica en el mestizaje cultural del área mediterránea.
Ziryâb empezó por enseñar a los cordobeses las recetas más complicadas de la cocina de Bagdad y les instruyó sobre cómo disponer un convite elegante: no había que servir los alimentos desordenadamente, había que empezar por las sopas, continuar con los primeros platos de carne y una larga lista de aves de corral sabrosamente condimentadas, acabar con los platos dulces, pasteles de nueces, almendras y miel, o dulces de frutas aromatizados con vainillas y rellenos de pistachos y avellanas.

Mardam-Bey, Farouk (2002)  . La cocina de Ziryâb. El Gran Sibarita de Córdoba . Barcelona : Zendrera Zariiquiey

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...